cuidado de las prendas

¡Cuida tu trol con mimo y te durará mucho tiempo!

-Airea tu prenda de lana merino tras su uso, y no necesitará lavado tan frecuente como otros tejidos. Para eliminar manchas: lávala a mano en agua templada/fría. El secado debe ser siempre en plano, para que no se deforme.

-Lava el punto de algodón egipcio a mano, con agua fría. El secado también siempre en plano.

-En el caso de prendas confeccionadas con tejidos estampados: lávalas a mano, en agua fría y del revés. Evita frotar caras estampadas o retorcer.

-Si tu prenda tiene bordados: lávala a mano, en agua fría y del revés. Evita retorcerla o frotar las partes bordadas. Para eliminar el exceso de agua puedes extenderla en plano sobre una toalla y enrollarla con cuidado, sin apretar; o bien poner una segunda toalla encima. Plancha los bordados por el revés, colocando una tela húmeda (no mojada) de protección entre el bordado y la plancha (también puedes colocar un paño grueso o toalla entre la tabla de planchar y el bordado, para evitar que éste pierda volumen). Si vas a guardarla doblada: hazlo de manera que los pliegues no coincidan con la zona bordada, para que conserve su forma. No usar secadora.